Árboles de Navidad muy cerca de tu casa

31
Árboles de Navidad muy cerca de tu casa
5 (100%) 4 votos

Tienen copas altas, en forma de lanzas que se alzan hacia las nubes, copas densas de hojas fuertes para resistir el frío y aprovechar el rocío de la mañana. La tradición norteeuropea ha exportado la imagen de los grandes abetos como símbolo de la Navidad. Cada año, al llegar la Nochebuena, ramas de pinos, abetos cultivados en macetas, árboles de plástico y adornados de guirnaldas ocupan espacios preferentes en los hogares de todo el mundo, pero… ¿sabrías encontrar los árboles de Navidad de tu entorno natural más próximo? Búscalos en los campos, sierras, parques, e incluso las calles de tu ciudad. Es una magnífica excusa para vivir de otra manera el inicio de la Navidad.

Andalucía cuenta con su particular abeto navideño. Es el pinzapo (‘abies pinsapo’), un árbol que se conoce como el abeto de Andalucía, que desde las sierras de Las Nieves y Grazalema se ha extendido hacia otros territorios como la sierra de Huétor en Granada. Merece la pena caminar desde Puerto Lobo hacia el interior de la Alfaguara y ascender por el barranco de la Umbría, camino de la Cruz de Víznar, para encontrar un impresionante pinzapo de más de 15 metros de altura. Es sin duda el árbol de Navidad más impresionante de la provincia de Granada, con algunos ejemplares plantados en zonas de la capital como la facultad de Ciencias y algunos de ellos de más de diez metros de altura.

 Una de las araucarias que crecen en el centro de Motril.
Una de las araucarias que crecen en el centro de Motril.

También en la sierra de Huétor a los pinzapos se unen otras maravillas de la naturaleza con forma de abeto de Santa Claus: las secuoyas de Bolones, unos enormes árboles que miran al cielo. Se llega a ellos por la salida 259 de la A-92 por el camino entre el cortijo de los Peñoncillos y Bolones. Son solo tres kilómetros para admirar un minibosque de secuoyas en pleno corazón de la sierra de Huétor.

Los espacios naturales de Granada están llenos de cedros, grandes y pequeños, cargados de historia y recién plantados. Entre los más antiguos están los grandes árboles de Navidad (‘Cedrus atlantica’), que forman el ‘arboretum’ de la Alfaguara. Entre los más jóvenes se ven las plantaciones de esta especie que se han realizado en los alrededores de Puerto Lobo, aunque si se quieren ver más de cerca están los jardincillos del Salón, que ofrecen algunos ejemplares considerados como los mayores árboles de la capital granadina.

Secuoyas de Bolones, en la Sierra de Huétor.
Secuoyas de Bolones, en la Sierra de Huétor.

La ciudad y su entorno está llena del que se podría considerar el segundo árbol navideño autóctono, el ciprés, que aunque la tradición mediterránea lo asimila a la muerte su imagen es similar al de un abeto de Navidad.

En la costa, a pesar de la ausencia de bajas temperaturas, dos especies son perfectos símbolos de Navidad, los arbustos de flor de pascua y las enormes araucarias, de las que hay magníficos ejemplos en el centro de Motril y en la mayoría de las poblaciones costeras granadinas. Anímate y contempla tu árbol navideño en su hábitat, seguro que los hay cerca de tu hogar.

Recomendamos:  Google: el servicio de transmisión de Google Stadia comienza este verano, lo que ya sabemos